Padres helicóptero

Planifican la vida cotidiana de sus hijos hasta el último detalle, los llevan en coche hasta la puerta de la escuela y usan sus vacaciones para que los niños sigan aprendiendo y haciendo las tareas del colegio. Los padres-helicóptero rodean a sus hijos como un helicóptero. Pero esta sobreprotección puede tener un impacto negativo en el desarrollo infantil.

¿Qué son los padres helicóptero?

Se refiere a los padres y madres sobreprotectores, ansiosos y muy ambiciosos que no pierden a sus hijos de vista ni un segundo. Piensan por ellos, sienten por ellos, los acompañan a cada paso. Estos padres intentan proteger a sus hijos, monitorearlos, controlarlos y empacarlos en algodón. 

Ya en el 2012, un estudio de Forsa llamó la atención sobre el desarrollo de la “Generación del asiento de atrás”. Mientras que en los años 70, el 91% de los estudiantes de escuelas primarias iban solos a la escuela, en el momento de la encuesta, solo el 50%. Un desarrollo, que a los expertos en tráfico y maestros no les gusta en absoluto. 

Los niños deben ser educados para ser independientes, también en el tráfico de las calles. El miedo de los padres es demasiado grande. Subjetivamente, sienten que el camino a la escuela es demasiado arriesgado, porque siempre están pensando en los peligros potenciales como accidentes o agresiones. 

Ejemplos para reírse, qué son de verdad

Los padres llevan a los niños a la escuela con el “taxi paterno” y les llevan la mochila hasta la clase. Al niño de 8 años no lo dejan ir solo a la panadería, o al de 14 a ballet con la bici. Hay algunos casos extremos, en qué la hija de 17 años dormía en la cama de su madre y al hijo de 18 años todavía le ataban los cordones de los zapatos. 

Hay que parar esta locura de sobreprotección

Los que era normal en el pasado, hoy en día es muy raro. “El vecino no llama a la puerta para ir a jugar, sino que los padres hacen las citas para sus hijos en los grupos de WhatsApp”. Muchos padres helicóptero desean organizar por completo el día de los niños porque temen que sus hijos se queden atrás y no encuentren el trabajo apropiado más tarde. “Los niños tienen que hacer deporte, aprender a tocar un instrumento y además inglés, o también hablar perfectamente japonés”

Los expertos advierten sobre esta sobreprotección. Los padres helicóptero quieren evitar cualquier viento en contra de sus hijos, lo que lleva a que no sean fuertes en el futuro. De hecho, ocurre todo lo contrario. Estos niños tienden a ser más dependientes, ansiosos, deprimidos o narcisistas y tienen una idea falsa de disciplina

¿Qué efectos tiene el comportamiento de los padres helicóptero?

Solamente efectos negativos. La culpa de los niños con problemas de comportamiento es mayoritariamente de los padres. En particular, a los padres helicóptero les resulta difícil establecer límites, a pesar de que los niños necesitan unas reglas en las que puedan desarrollarse de manera independiente y libre para crear personalidades seguras de sí mismo.

Por supuesto, la presencia de los padres es importante, el cuidado y la atención son componentes importantes de la educación. Pero también hay que tener fe en el niño y darle las libertades apropiadas para su edad. Cuidado no significa sobreprotección. ¡Los padres deben confiar en lo que hagan sus hijos!

De lo contrario, los niños pueden sufrir más tarde por falta de autoestima, se vuelven tímidos y vergonzosos, no pueden continuar con su vida diaria sin ayuda. Los niños con poca confianza en sí mismos, también están expuestos al peligro potencial de ser víctimas de Mobbing. En la pubertad, los hijos de padres helicóptero tienen una separación más fuerte de ellos.

No convertirse en un padre-helicóptero. ¿Es posible?

Para evitar esto, los padres deben aprender a cuestionarse a sí mismos y su comportamiento. ¿Qué puede hacer mi hijo a su edad? ¿Le apoyo suficiente en esta etapa? ¿Qué consejos me pueden dar las personas conocidas? Los amigos con hijos deberían hablar del tema cuando observan que se está comportando como un padre-helicóptero. No hay que juzgar, sino simplemente explicar lo que se está observando.

Desafortunadamente, los padres no se dan cuenta de que se han convertido en padres-helicóptero. A veces piden asesoramiento por problemas completamente diferentes y después de algunas discusiones, resulta que la sobreprotección es la causa. Muchos padres, por ejemplo, hacen la tarea de la escuela con sus hijos desde el primer día de clases. El niño debería hacerlo solo, y los padres apoyarlo cuando realmente sea necesario. Solo cuando surgen problemas en la escuela, finalmente se dan cuenta de que tal vez algo fundamental ha ido mal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.